Pinturas en la Oficina Oval: “The Avenue in the Rain” de Childe Hassam

We are the Dead. Short days ago We lived, felt dawn, saw sunset glow, (…)

In Flanders Fields. John McCrae

 

La siguiente pintura –la cuarta– que comentaré de las que están en la Oficina Oval, es “The Avenue in the Rain” de Childe Hassam, 1917. Este es un óleo sobre lienzo de 106,7 x 56,5 cm que pertenece a la colección de la Casa Blanca desde los tiempos de Kennedy, y que Obama decidió que adornase la Oficina Oval desde su llegada a la presidencia.

Como se sabe, esta es una de las 30 pinturas de la ‘Serie de las banderas’ creadas por Hassam entre 1916 y 1919, inspiradas por un desfile en la Quinta Avenida de Nueva York que aupaba la participación de los aislacionistas Estados Unidos en la Primera Guerra Mundial. A la que está en la Casa Blanca se le considera la más impresionista de la serie. En ella vemos banderas estadounidenses y sus reflejos casi indistinguibles, como borrados por la lluvia.

Hassam es el único impresionista de los exhibidos en la Oficina Oval hoy.

Atrapar en una pintura la impresión de un momento. Una percepción que puede durar solo segundos. Una contradicción insalvable. He ahí la definición de impresionismo, tan despectiva en su origen. Para conseguirlo las pinceladas debían ser frenéticas, lo que en buena medida le daba a los cuadros ese aspecto ‘inacabado’ que detestaba el vulgar gusto burgués.

La pintura impresionista me gusta –aparte del color y de esa tendencia a mostrar únicamente la parte bella de la realidad, como si el lienzo fuese refractario a la fealdad– porque más allá de ese lugar común, requiere ser completada siempre por la mirada del espectador. No hay otra forma de entender lo representado en los cuadros impresionistas de Renoir o Cézanne, por solo citar dos de sus maestros, que mirar desde la distancia correcta.

Esta pintura de Childe Hassam requiere sin embargo ser completada con una mirada más allá del marco. Porque en ella vemos las banderas antes de la guerra –aunque no exactamente en la tan común celebración insensata de la muerte–, y siempre va a faltar la imagen de las banderas luego de la guerra. Solo así un cuadro que llama a la guerra estaría completo.

 

Anuncios
Deja un comentario

Luego de leer tu comentario, te daré mi opinión.

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Gisela Kozak Rovero

Escritora - Blog Personal

Ecos de pentagrama

Una caja de música guarda muchos pensamientos aleatorios

Foreign Policy

the Global Magazine of News and Ideas

Jacintario

Página web de la escritora Jacinta Escudos

PolítiKa UCAB

Escribiendo política de una manera distinta

Essaying to Be

by Robert Minto

Un tiempo de mala fe

Espacio dedicado al pensamiento de Nicola Chiaromonte (1905-1972)

El atajo más largo

Signo zodiacal: Leo. Ascendente: Escribo.

BOSTON BAKERY

Brunch: Sábados, Domingos y Feriados. Lee la carta más abajo.

Hippie Artsy Penpal

A site of mail art, stories & letters

miquel rosselló arrom

succede in arduum

A fork in the road

Music of the heart. Listen closely...

Zonalibre digital

Un espacio de Alexandra Cariani para enriquecer la vida cotidiana

A %d blogueros les gusta esto: